Madrid presenta los cambios para la distribución urbana de mercancías al sector

31 de mayo de 2021 0

UNO, la Organización Empresarial de Logística y Transporte de España, ha organizado un encuentro virtual con el delegado de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Borja Carabante, para presentar en primicia el anteproyecto de la nueva Ordenanza de Movilidad Sostenible (OMS), que está enmarcado en la Estrategia de Sostenibilidad Ambiental ‘Madrid 360’.

Fuente: UNO Logística

Al acto han asistido numerosas empresas de logística y transporte, así como responsables de distribución urbana de mercancías de fabricantes y empresas del canal Horeca, que han podido intercambiar impresiones directamente con el Delegado de Medio Ambiente y Movilidad sobre los planes que recoge esta nueva Ordenanza, así como trasladarle de primera mano sus inquietudes y demandas al respecto.

En palabras del delegado de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Borja Carabante, esta ha sido “la primera reunión” que ha tenido con el sector para presentar esta Ordenanza “que modifica 105 artículos sobre el texto vigente, y que supone un cambio muy sustancial para la distribución urbana de mercancías. El objetivo de la OMS es fomentar la sostenibilidad, reforzar la seguridad vial, integrar todos los medios de transporte y favorecer la innovación”, ha recalcado.

Restricciones y sistemas inteligentes

Entre las “cuestiones novedosas” que ha dado a conocer el responsable político está también la regulación de la carga y descarga con un sistema inteligente, que equilibrará el estacionamiento de los vehículos de mercancías. Asimismo, está prevista la instalación de taquillas en distintos aparcamientos de la EMT, “que sirvan como punto de recogida de los productos adquiridos por los usuarios a través del e-commerce”.

Entre las medidas más importantes que recoge el documento está también “la restricción progresiva de la circulación a los vehículos más contaminantes, aquellos que no poseen distintivo ambiental A, con el objetivo de convertir a Madrid en la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) más importante de Europa en el horizonte temporal 2025. La distribución urbana de mercancías quedará excluida de estas limitaciones, recogidas en el artículo 21 de la ordenanza; en todo caso, todos los actores del sector tendrán que ir renovando esos vehículos contaminantes de forma gradual”, ha matizado Carabante.

Ayudas para el cambio

Precisamente para promover ese cambio de flota, Carabante ha informado a los profesionales de la logística y el transporte que “se ofrecerá una línea de ayudas de 10 millones de euros anuales para los vehículos de mercancías que circulen por la ciudad y que sean grandes generadores de emisiones contaminantes”.

“La distribución urbana de mercancías representa el 10% de la flota urbana, el 20% de la congestión en hora punta y el 30% de la contaminación; con las distintas medidas que contempla la OMS lograremos resolver todos estos problemas”, ha asegurado Carabante.

Para poder acometer estos retos, el delegado de Medio Ambiente y Movilidad también ha desvelado que está prevista “la creación de centros logísticos que faciliten la distribución de la última milla. Dentro del distrito Centro, en Canalejas, estamos trabajando en la instalación de un hub logístico muy innovador que sirva de experiencia piloto para que, a partir de ahí, habilitemos otros espacios que nos permitan mejorar la eficiencia en el reparto”, ha ejemplificado.

Madrid como referencia

“Todas estas medidas, que harán de Madrid un destino pionero en materia de movilidad sostenible, no habrían podido impulsarse sin contar con la opinión de los profesionales del sector de la logística y el transporte. Os abro la puerta a que nos sigáis haciendo llegar vuestras demandas y preocupaciones”, ha concluido Borja Carabante.

Por su parte, el presidente de UNO Logística, Francisco Aranda, ha mostrado su satisfacción por la celebración de este encuentro, que constituye “un ejemplo más de las iniciativas que impulsa la patronal para acercar la realidad de las empresas a las administraciones públicas. Ellas son las que tienen competencias para regular en materia de movilidad y asegurar el buen funcionamiento de la cadena de suministro; por ello, resulta esencial que conozcan los escollos que se encuentran sobre el terreno los actores del sector”, ha subrayado.

“La colaboración público-privada es fundamental para poder hacer de Madrid una smart city que sea un ejemplo en Europa, garantizando un modelo de ciudad más competitivo, seguro y sostenible, que facilite el trabajo a las empresas de logística y transporte que hacen de las calles de la capital su lugar de trabajo para ofrecer un servicio esencial”, ha concluido Aranda.

Ariadna Cañameras
Ariadna Cañameras
Ariadna Cañameras
Deja una respuesta